ARTÍCULOS

Empresa reparación Humedades

Empresa de humedades: El secado inteligente

Empresa de humedades: El secado inteligente

La tecnología inalámbrica

Existen diferentes sistemas para solucionar los problemas de humedad, pero a menudo detrás de éstos se esconden largas y costosas obras.

La tecnología de electro osmosis inalámbrica hace posible:

• Una deshumidificación definitiva en caso de humedad ascendente
(capilaridad), inocua para personas, animales y plantas.
• Un ahorro de energía ya que los muros secos aíslan mejor. Por el contrario
los muros húmedos disminuyen considerablemente el aislamiento de los
mismos (hasta llegar incluso a la mitad de la capacidad de aislamiento)
• Un ambiente saludable y, por tanto, una habitabilidad saludable.
• La revalorización del del inmueble.
• La conservación de la estructura del edificio.

La humedad ascendente (capilaridad) en un muro es un proceso natural. Sólo hay que observar la relación potencial de los edificios con su entorno. La meteorología nos permite conocer la existencia de los campos de alta tensión entre la tierra y la atmósfera. Estos campos de corriente continua son la fuerza natural que hace que asciendan las moléculas de agua arrastrando las sales higroscópicas (salitre). Por lo tanto el efecto de la capilaridad es una fuerza que se da en la naturaleza para compensar potenciales.

Se puede demostrar fácilmente la diferencia de potencial de un muro. Si se conecta un multímetro sencillo con gran resistencia se puede medir con facilidad y demostrar la diferencia de tensión. Ésta se denomina “potencial zeta” Los productos químicos o los trabajos técnicos frenan estas fuerzas a largo plazo. Para una protección prolongada se requiere una onda electromagnética que tiene su origen en la naturaleza y se copia de ésta por vía técnica. Los inventores e investigadores del siglo pasado ya estudiaron y recrearon estas ondas longitudinales. Se considera investigador e inventor sobresaliente a Nikola Tesla, que registró con éxito varios cientos de patentes en América, pero sólo unos pocos ingenieros han logrado reconstruir dichas patentes con los medios técnicos actuales. Se trata de influir sobre este potencial para evitar las fuerzas de ascensión capilar.

El invento: Tecnología inalámbrica

La tecnología de electro osmosis inalámbrica ha sido desarrollada a partir delconocimiento sobre generación de ondas longitudinales y ha sido probada con éxito en numerosos experimentos (véase el informe de pruebas de la revista Schöner Whonen 02/2008). Tras los primeros éxitos, en 2001 fue registrado en la Oficina de Patentes un modelo de uso. A continuación las pruebas se ampliaron a muros extremadamente húmedos y a otros objetos. A principios de 2007 la redacción de la revista Schöner Whonen probó con éxito en la práctica la tecnología presentada para su patente. La potencia de entrada es de tan solo 0,75 watios. Ello demuestra que esta tecnología no sólo está basada en fuerzas electromagnéticas de baja intensidad y frecuencia, lo que las hacen completamente inofensivas para la salud y altamente eficientes contra la atracción que ejercen las moléculas de agua entre si eliminando las fuerzas capilares. En consecuencia la humedad desciende.

El principio de funcionamiento de la electro osmosis inalámbrica

Debido a la presión osmótica natural, durante décadas va penetrando humedad en el muro y origina numerosos daños. Si la causa no se corrige a tiempo, la estructura básica del edificio queda dañada y el uso de las instalaciones se ve limitado.

Con la instalación de la tecnología de electro osmosis inalámbrica se revierte la presión osmótica natural, la estructura molecular del agua se desorganiza de manera que las cargas positivas no apunten hacia arriba, por lo que las moléculas de agua dejan de atraerse entre sí y dejan de ascender por los muros. Una vez instalado el equipo ESTRUSEC garantizará un secado duradero del muro afectado, pues la absorción capilar queda interrumpida y se inicia el proceso de secado.

El problema de humedad en los muros

La humedad suele aparecer en los muros de los edificios que carecen o presentan una impermeabilización insuficiente. Este problema junto al envejecimiento de la barrera de impermeabilización suele darse en edificios antiguos. Pero una mala impermeabilización o la incorrecta realización de la misma también pueden aparecer en edificios de más reciente construcción e incluso edificios nuevos. El muro absorbe la humedad presente en el subsuelo y, por la presión osmótica natural, al conduce hacia arriba a través de los capilares en dirección opuesta a la fuerza de la gravedad.

Formación de sales, cristales de salitre (salitre)

El agua disuelve las sales minerales presentes en el subsuelo y en los muros y las transporta diluidas el agua a la superficie de las paredes por efecto de la capilaridad (humedad ascendente). Una vez la humedad sale del muro por evaporación deja el componente sólido en forma de sales (salitre). Estas sales (nitratos, cloruros y sulfatos) originan que los materiales de revestimiento (enlucidos y pinturas) pierdan adherencia y caigan, además de crear antiestéticas manchas y sedimentos en la superficie de las paredes.

Daños en muros

La humedad de los muros puede ser la causa de diversos daños. Las sales disueltas en el agua descomponen los compuestos de cal de diversos materiales de construcción, el muro comienza a agrietarse y las superficies se desprenden poco a poco originando la descomposición del muro.

Daños en enlucidos

Los enlucidos y pinturas se desprenden, los papeles pintados y los elementos de madera se deterioran. La facultad de las sales de atraer el agua deposita mucha más humedad y sedimentos en la superficie del muro afectado, llegando a desprender partes del material de construcción

Pérdida energética

La humedad en muros también crea un problema de pérdida energética. Los muros húmedos originan una elevada humedad ambiental (Condensación). Ésta hace a su vez que una estancia se perciba fría y húmeda, aunque se caliente y ventile adecuadamente. Otro problema se genera por el hecho de que la capacidad de aislamiento de los materiales húmedos es muy inferior a la de los materiales secos. Se producen pérdidas de calor ya que el agua es un buen conductor del calor y lo disipa. La consecuencia son unos elevados costes de calefacción. Hay que destacar que, aunque a veces las condensación se genera por la elevada tasa de humedad en los muros, muy frecuentemente los problemas de condensación aparecen como problema independiente, debiendo ser tratado de manera específica con sistemas de ventilación forzada (Estrusec Air EAHRV o EAWH)

Translate »